Blogia
La Nota

La Nota 26/01/2003

26/01/2003

 

Sí, me gusta ir al cole. Nunca creí que diría esto. Hoy las clases han vuelto a la normalidad, los profesores han vuelto al ritmo de antes. Qué era bastante rápido, pero el de la semana pasada fue cardíaco. Mr. Yanagita me ha hecho salir a la pizarra, afortunadamente he sabido resolver los ejercicios, pero me he pasado toda la clase en la pizarra escribiendo. Sí, el buen hombre supiera, que me encanta escribir en la pizarra, se desmoralizaría mucho.

A medio día, me he pedido un bocata en la cafetería y he tirado la comida de Maru, lo sé, no se debe tirar la comida. He engullido el bocata, y me ido a la sala de informática. He escrito un correo a todos, explicándoles que se me ha jodido la conexión en casa, que solo podré conectarme en el cole. La comunicación hasta nueva orden será vía emails.

No me ha dado tiempo a más, las clases de la tarde han sido bastante divertidas. En cocina a Miyoko se le ha quemado el sofrito, y casi provoca un incendio, rollo coloso en llamas. La profesora Hirata ha sido muy ágil con en extintor. En caligrafía, pues con la mierda de castigo, he mejorado bastante, y ya no estoy con los negados. Ahora estoy con los “puede mejorar”. ¡Yuppi! En debate, me he dedicado a mover muchos los brazos y la cabeza, y decir NAIN NAIN NAIN .Diós estoy supercontenta ¿seré imbécil? Soy tan feliz cuando estoy en el cole. Realmente soy imbécil.      

Me ha recogido Hogai, también llevaba a Shoyo y Eichi, hoy Hogai ha hecho de taxista.

Resulta que no estoy sola en mi exilio, Eichi se ha portado mal en el cole, para que Maru le castigase y hacerme compañía. Shoyo ya estaba castigado, y creo que lo estará de por vida. Así que los 3 nos hemos pasado la tarde haciendo deberes y estudiando. Después hemos barrido, fregado y ordenado la segunda planta. Hemos cenado, Eichi se ha ido a dormir. Yo he practicado caligrafía con papá una hora, mientras Shoyo leía el libro de paparruchas orientales. Y después Shoyo hacía sus ejercicios de español mientras yo leía las paparruchas orientales. Y a dormir.

Así es como mis hermanitos han aprendido español, todas las noches hacen ejercicios de lengua y de comprensión lectora. La verdad, es que como después de cenar me iba al ordenador, y papá y Shoyo se iban a la biblioteca, no me había enterado. 

Me gustaría hacer algo por Shoyo, el pobre lleva tanto tiempo castigado. No sé, está noche pensaré en algo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Doctor JB -

Um... algún día tengo que usar un extintor XD
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres